kawaii

viernes, 30 de octubre de 2009

El día extraño.

Aquel día en el instituto era bonito, el Sol salía entre las nubes, y la gente reía por los pasillos.
Pero unos rumores hicieron que ese día para mi fuera lluvíoso.

Aquellos rumores me culpaban a mi de agresora, pues yo sorprendida todavía, un poco atormentada por los dedos índices que me apuntaban.
Cuando en la clase de Castellano una voz se dirigió a mi:
-ALEJANDRA, al despacho de la directora.
Y yo, como en una automata me levanté y busque la ayuda de mis compañeros, algunos me miraron con ánimos, y otros con ojos extrañados.
Nunca había ido ese despacho, y mientras caminaba, cada paso que daba me da ganas de gritar:
"¡NO HE SIDO YO!".
15 minútos me hicieron esperar, sentada en el suelo junto a la puerta de ese extraño sitio.
Sonidos en las aulas.
Y por fin la puerta se abrió, y dentro de ella me esperaban el jefe de estudios y la directora.
Pocas veces la había visto, con ese cabello revuelto,y esas gafas que translucian unos ojos no muy expresivos.
Al jefe de estudios todo el mundo lo temía, era seco, con cara de pocos amigos.
Los dos me hicieron hablar, sobre lo que yo sabía.
Y después me soltaron un discurso sobre la barrera que linda las bromas y las agresiones.
¿Pero qué era aquello?
El espectáculo cada vez era mas parecido al cuadro del grito, las paredes se torcian todo se hacía mas pequeño y angustioso.

Pero un rayo se colo por la ventana, iluminando, convertiendolo todo en una simple habitación con dos simples personas.

Y cuando acabó salí y volví a mi clase, saltando, mirando la ventana para ver el cielo azul.
Y si me preguntan si me han echo bronca les respondo:

-No- con una sonrisa.
-¿Por qué?
-Porque no soy la culpable.
Y tan ancha me voy a jugar y reir por los pasillos.
!Se feliz!

martes, 27 de octubre de 2009

Una sonrisa azul


Un destello de luz en medio del cielo, mientras miro arriba tumbada en el humedo césped.
Pensando en mi sueño, y si lo cumpliré.
O si cambiará, porque los gustos cambian.
Pero lo importante no es cumplirlos, sino creer en ellos, porque el final es secundario.
TENERLOS ES LO IMPORTANTE

El otro día estube viendo una pelicula donde un hermano le decía al otro*:
¡Se feliz! ¡Se feliz¡
Y aunque los dos estaban rodeados de terro, fueron felices.

* La peli se llama Tekkon Kinkreet de Michael Arias

martes, 6 de octubre de 2009

La rebelión de las cosas malas

La rebelión de las cosas malas


Allí estaban todas, desde la mas pequeña a la mas grande de todas.
Estaban los lúnes, las enfermedades, la música de mala calidad y hasta la peor comida del mundo, además de todo tipo de cosas que asustarían a cualquiera.

Estaban allí por una razón, porque estaban cansadas de ser las "malas de la película".

Llevaban esperando este momento desde que fueron creadas, lo tenían todo preparado: pancartas, letreros, camisetas...

Todos con un solo lema: ¡La rebelión ha empezado, nosotros seremos las protagonistas!

¡Y esa rebelión duró mucho, muchísimo!

Oscuridad por alli, telarañas por allá...

Pero al final....

Empezaron a haber pequeños cambios, hasta que las cosas buenas tuvieron de dejar una parte a las cosas mala.
El lúnes ya no es malo, porque Lunes quiere decir volver a ver a tus compañeros.
Sigue havíendo enfermedades malas,pero hay otras como la del amor que es buena para todos.

La oscurida es perfecta para ver las estrellas.

Y la peor comida del mundo es buena cuando alguien tiene hambre, o cuando está cocinada con amor.

domingo, 4 de octubre de 2009

Tamara y yo

Despues de cinco años aprendiendo a pintar en la escuela Cristina Blanch, me ha llegado el turno de atreverme con los innovadores.
¿Y ni mas ni menos con Tamara de Lempicka!La Mujer dormida, de Tamara de Lempika, es un buen comienzo. Pero mi padre me demostró, tomándome una foto dormida, aun convalenciente de una bonquitis, que el concepto no era revolucionario.

Lo que era revolucionario es el frescor de la imagen, sus colores y sobre todo el estilo.
La mar de moderno para su epoca.